POLÍTICA
Máximo Kirchner casi se va a las piñas con Nicolás Massot
7 de diciembre de 2018
Ya estamos acostumbrados a ver en la Cámara de diputados de la Nación gritos, invitaciones a pelear, disturbios de todos los colores. pero esta vez la cosa se ponía seria por los involucrados.

Máximo Kirchner vs Nicolás Massot

Cuando el debate sobre el proyecto para liberar el precio del papel prensa, que deroga artículos de la ley del kirchnerismo, estaba a punto de llegar a su final, Massot tomó la palabra y, luego de un extenso discurso, aseguró: "La oligarquía es cuando hay un grupo de dirigentes que gobierna para sus propios intereses, desoyendo los del pueblo". 

"Clarín no tiene amigos. Los supo tener. Su amigo más importante lo perdió en 2010, que en paz descanse", aseguró Nicolás Massot al referirse a Néstor Kirchner.

Tras los dichos del diputado del PRO, Máximo Kirchner, saltó furioso como una tromba y encaró para su banca cuando lo tuvieron que parar entre cuatro diputados porque podría haber pasado a mayores.

Luego todo el bloque de diputados del Frente para la Victoria amenazó con abandonar el recinto, por lo cual el legislador del PRO debió pedir disculpas.

Sin embargo, a pesar de los gritos y los reproches, Massot subió la apuesta y aseveró: "El Grupo Clarín no tiene amigos en el poder: tiene gobernantes en el poder". Aunque, tras esta situación, buscó bajar el tono y agregó: “Lo digo con total respeto”, al tiempo que recordó que fue el ex presidente quien permitió la fusión entre Cablevisión y Multicanal.

El quilombo seguía! Máximo Kirchner miraba al Presidente de la Cámara y le decía “este tipo es un mal educado, un mal educado”.

“¡Ladrón!”, “¡Devolvé la banca!”, “¡Sos la dictadura!”, gritaban otros legisladores enfurecidos, por lo que la jefa de la bancada massista, Graciela Camaño, pidió la palabra y le dijo a Massot que teste lo que dijo, como una suerte de pedido de perdón.

"Estamos acostumbrados a las provocaciones del diputado Massot, pero esta vez se pasó de la raya. No se puede ser tan canalla", lo cruzó Agustín Rossi, jefe del bloque kirchnerista.

Por lo que aseguró: "Si realmente quiere disculparse, que lo haga explícitamente y que lo diga delante de todos. No se puede hacer política de la manera en que la hace Massot" y añadió: "Cada vez que aparecen las chicanas es porque faltan los argumentos”.

Ante esta situación, el diputado oficialista decidió "hacer marcha atrás" y afirmó: "Me educaron de manera muy taxativa con que nunca hay que hacer lo que no te gusta que te hagan".

"De ninguna manera fue mi intención ofender ni a Máximo Kirchner ni a nadie que se haya sentido ofendido", continuó Massot, aunque hizo referencia a su tío Vicente Massot, acusado por delitos de lesa humanidad, y aseveró: "Me encantaría también escuchar una disculpa de parte de ustedes, que agravian permanentemente a mi familia y a mi persona lo mismo", aunque reiteró: "Diputado Kirchner y todos los que se hayan sentido aludidos: mil disculpas".

Acá en BaS nos quedamos pensando si el colorado Massot le aguantaba la parada a un furioso y atlético Kirchner, o si se lo comía en un pancho.


Comentarios